Hay personas que cuentan con terrenos fuera de las ciudades. Ya sea para uso personal o por cuestiones profesionales como tener un espacio para ganadería o agricultura, o una explotación vitícola o de árboles frutales u hortalizas . Son las populares fincas.

Estos espacios de grandes dimensiones cuentan con un vallado que puede ocupar kilómetros y, cada cierta distancia, una puerta permite el acceso de personas, animales y vehículos. Las puertas automáticas se han ido introduciendo en los últimos años, dando a los usuarios seguridad, comodidad y distinción.

Las puertas automáticas correderas son una gran solución para este tipo de necesidades. Se activan mediante control remoto. En el mercado existen varios modelos de controles y entre ellos se puede destacar el selector inalámbrico Airlinx, que nos permite el control de una o varias puertas automáticas de manera remota.

A ello, este sistema proporciona información de los estados de cada uno de los accesos. Su gran ventaja diferencial es que posibilita la creación de una red inalámbrica entre puertas sin necesidad de ningún tipo de cableado.

Además, junto al selector inalámbrico, antes de instalar puertas automáticas en una finca debemos tener presente que en podemos incluir fotocélulas, avisadores, cerramientos y cerrojos para que la experiencia de usuarios sea óptima.

En este aspecto no cabe dejar nuestra seguridad a su suerte instalando puertas baratas o de segunda mano que puedan suponer un disgusto para nuestra propiedad. Bajos precios nunca supondrán algo bueno. Hay que confiar en los profesionales.

Puertas automáticas en naves agrícolas

Dentro de las fincas también se pueden instalar puertas automáticas. Por ejemplo si estamos ante una explotación ganadera, agrícola o una granja, es buena idea tener automatizados los accesos en las naves donde se guardan los animales y las herramientas de trabajo. Es la misma situación que en las naves industriales de fábricas y factorías.

Las puertas usadas y deterioradas al final pueden romperse o causar daños propios o a terceros. Su mantenimiento es primordial. Las puertas rápidas enrollables son la mejor solución para estos casos. Son conocidas por ser de lona, abrirse verticalmente y plegarse rápidamente.

Puerta corredera para finca